lunes, 5 de noviembre de 2012

Correr en negativo

Carles Castillejo cruza la meta en 2h10:09

Los americanos los llaman 'negative splits' (parciales en negativo). He visto mucho interés por esta cuestión en mi reciente viaje al otro lado del charco. Y la verdad es que hay un debate abierto entre los corredores estadounidenses. Tradicionalmente, los atletas solían estar de acuerdo en que es preferible cruzar el ecuador de la prueba más rápido que la mitad del tiempo total (esto es indiscutible en 800 metros, por ejemplo) sin embargo, etos conceptos cambiaron hace años.
En maratón, por ejemplo, se puso de moda recomendar el paso por la mitad de la prueba un poco más lento que el tiempo total buscado, es decir, si un atleta quería correr en 2h40' se llegaba a recomendar pasar la media en 1h21' para ganar en frescura al final. Sin embargo, esta moda de los años noventa vuelve a ser revisada.
Traigo en este post a Carles Castillejo por varias razones. En primer lugar, porque la gradual retirada de la competición de Chema Martínez ya le va consolidando como el número uno del maratón español. Y en segundo lugar porque Castillejo logró sus 2h10:09 de Castellón, la gran referencia del maratón, pasando la media en 1h04:48 y rematando en 1h05:21. O sea, nada de parciales negativos.
¿Qué se dice en Estados Unidos? Pues hay de todo. Pete Pfitzinger, en un reciente artículo titulado 'Marathon Race Day' recomienda a los corredores que corran 'en positivo', es decir, cubriendo la primera mitad más rápido que la segunda. Por el contrario, otro especialista habitual de las charlas de entrenamiento en Estados Unidos, Jeff Gaudette, aconseja parciales 'en negativo'. Me gustaría saber vuestra opinión, vuestra experiencia. ¿Con qué parciales lograsteis vuestro récord personal en maratón? ¿'En negativo'? O quizá la verdad esté en el punto medio. Dos parciales iguales y se acabó. ¿Qué opináis?

11 comentarios:

Anónimo dijo...

El correr ligeramente en positivo lo que sin duda da es cierta confianza y tranquilidad de que hay un pequeño "colchón" sin que, en mi opinión, tampoco quemar muchos mas cartuchos que pasando la media minuto y poco mas lenta.

Jorge

PABLO dijo...

Yo he corrido dos veces en 2h37´(Berlin y Donosti) pasando la media en 1h17´.
He corrido en positivo alguna vez pero saliendo muy tranquilo y lejos de grandes marcas.
Cuando sales a x marca, lo normal es pagarlo un poco al final

Pablo Carrera (1981)

Manuel Robaina dijo...

Desde la óptica de un maratoniano popular del paquete de atrás y salvando las diferencias con estos cracks, a mí siempre me ha gustado sacar algo de tiempo en la primera media.

Me da confianza y tengo menos ansiedad con ese colchón. Lo curioso es que hace dos días por primera vez corrí un maratón en negativo aunque sólo fuera por un segundo, gran casualidad ;)

luis fernandez combarro dijo...

Desde esta óptica paquete yo también creo que reservar algo para el final es básico. Cuando he hecho mis mejores marcas siempre he frenado algo en la primera media y me he sorprendido corriendo 15-20" mas rápido en los últimos 2 kms.
Lo que ganas al principio gastando de mas no lo recuperas al final con la perdida de fuerzas de los últimos 6-7 kms. Pero también es cierto que la maraton es muy larga y no te quedan fuerzas para regalar por mucho que reserves

Pablo Villalobos dijo...

Pues nada mejor que los datos :-P

En mi primera maratón (Sevilla 2010) salí bastante conservador, la idea era andar la media sobre 1h06:30 y doblar, pero hicimos grupo con Carretero, José Carlos y el portugués y por no irme en solitario me adapté a un paso de 1h07:04. Mantuvimos hasta el km26 que se retiró la última liebre y luego 1km cada uno, los míos y del portugués más rápidos, los de José Carlos y Carretero más lentos. Del 35 al 39 bajamos el pistón y acabé el último 3km bastante fuerte (Creo que sub 9:30) para un segundo parcial de 1h06:29 (2h13:33)

La segunda a por marca (No meto las de campeonato que tienen su propia historia) fue Sevilla 2011.

La idea era un paso en 1h06:00 (El grupo de cabeza pasaría en 1h05:00 pero me quedé con mi liebre, Carriqueo). Sin embargo los parciales fueron más rápidos, a 3:07 clavados hasta el km33-34 con un paso de la media en 1h05:38 a unos 40-45" de la cabeza. Corrí en solitario desde el km24 y acabé mucho más justo que en 2010 cediendo segundos en los últimos kilómetros a pesar de ir remontando puestos con facilidad (último km sobre 3:15) para irme a 1h06:43 en la segunda media (Paso por el km30 en 1h33:30 a 31:10 los 3x10.000) y firmar 2h12:21.

Conclusiones, prefiero correr a ritmo o algo en negativo, si las cosas se tuercen tienes más margen de maniobra para suavizar la caída del ritmo. Está claro que hay margen para arriesgar, pero un margen muy estrecho a partir del cual el pinchazo puede ser exponencial

Pedro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Pedro dijo...

Como aficionado lo tengo claro, en negativo. Pablo es una buena referencia que también se inclina por ello.
En cualquier caso no hay que fijarse sólo en los parciales para saber si has corrido en negativo. Hay que tener en cuenta la altimetría, viento, etc. de cada parcial.

Jorge Campos dijo...

Prefiero ir a ritmo,aunque en mis 8 maratones siempre he corrido en positivo, con una diferencia de 1 a 2 minutos en la segunda parte, aunque hay que tener en cuenta que 3 de ellas han sido en Madrid y lo que ello conlleva. Siempre he apretado un poco al principio y luego he intentado mantener el ritmo medio que pretendía sacar en carrera.

Gonzalo Quintana dijo...

Para un popular es muy complicado correr en negativo a no ser que vayas muy muy reservón. Es difícil de calcular y es fácil perder tiempo precioso porque a partir del km 32 los kilómetros pesan igual y el cansancio muscular es mucho. Yo particularmente prefiero imponer parciales muy parecidos, ir a ritmo crucero toda la carrera. Aguantar la segunda media al mismo ritmo de la primera ya es vencer.

Si puedes tirar más en la segunda media pues tiras y consigues el negative split, pero hacerlo a posta es muy arriesgado para un popular, se te puede ir la marca fácilmente.

PD: Haz la pregunta de parciales negativos a un keniata y verás lo que te contesta. "Empezar fuerte y acabar fuerte, es muy fácil".

Marc Roig Tió dijo...

Yo nunca he conseguido correr en negativo para mí, pero siempre lo he hecho así haciendo de liebre a Alessandra. Me gusta la sensación de que tu zancada no sufre y de que ganas facilidad y ritmo a medida que pasan los kilómetros. Ojalá algún día consiga correr en negativo cuando busco mi PB.

jean bejar dijo...

Gran respuesta, empezar y terminar fuerte. Lo mismo pienso. Mi entreno va por ello.