sábado, 5 de marzo de 2011

La gran nevada

Llego a casa a las dos y cuarto de la mañana. Han sido tres horas atrapado por la nieve en el atasco del puerto de Galapagar. Lo del capitán Scott me parecía un juego de niños cuando veía que seguía nevando y comenzaba a tomar fuerza la posibilidad de pasar la noche en el coche. Al final, como por arte de magia, atravesando carreteras con coches cruzados y microbuses atrapados, hemos conseguido avanzar. El Escorial está precioso, unos cinco centímetros de nieve. Y la A-6 sigue cerrada entre Las Rozas y Guadarrama. Vaya final del invierno, tela marinera.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Ignacio, hubo muchos pueblos en la sierra incomunicados anoche. Uf qué cantidad de nieve
Carlos